Índices del trabajo de la ventilación pulmonar


¿Cuáles son los Índices del trabajo de la ventilación pulmonar? Semejante a los índices del trabajo del corazón (gasto cardíaco, volumen sistólico y frecuencia cardíaca), la efectividad del sistema respiratorio puede medirse utilizando tres índices del trabajo del sistema pulmonar. Nos referimos al volumen de ventilación pulmonar por minuto (VVPM), índice integral de la función respiratoria que expresa la cantidad de aire que ventilamos por nuestros pulmones en un minuto, ya sea en condiciones de reposo o durante la práctica de algún ejercicio físico.

El volumen de ventilación pulmonar por minuto es el resultado de multiplicar el volumen de ventilación pulmonar (VVP) (registrado en condiciones de reposo y/o ejercicio físico, es decir la cantidad de aire que ventilamos por nuestros pulmones en cada acto respiratorio), por la frecuencia respiratoria, es decir la cantidad de actos respiratorios acontecidos en un minuto.

La siguiente tabla resume los índices del trabajo de la respiración externa en condiciones de reposo y durante la actividad motora



Como podemos observar, el volumen de ventilación pulmonar por minuto, durante una máxima exigencia muscular, puede aumentar hasta en 20 y más veces los valores de reposo (desde los 6 litros de aire por minuto hasta los 120 litros).

Lo anterior se logra gracias a que el volumen de ventilación pulmonar se quintuplica (desde los 500 mL de aire en reposo, hasta los 2400 mL de aire en un trabajo extenuante), mientras que la frecuencia respiratoria se cuadruplica al pasar del reposo (12 ciclos respiratorios), a la máxima exigencia muscular (50 ciclos respiratorios).

Antes de hacer referencia sobre otros índices funcionales en los que estarían involucradas tanto la respiración externa como la interna, además de los sistemas cardio-respiratorio y sanguíneo, hay que mirar la relación existente entre el volumen respiratorio por minuto y el consumo máximo de oígeno.

¿Qué sucede entre el volumen respiratorio por minuto y el consumo máximo de oxígeno?



Según algunos fisiólogos, al aumentar la potencia del trabajo muscular, la ventilación pulmonar aumenta en forma lineal con los aumentos del consumo de oxígeno y la eliminación del gas carbónico. Sin embargo, como se puede observar en la siguiente imagen, en la medida en que nos aproximemos al VO2 máx, el crecimiento de la ventilación pulmonar ocurre más rápidamente que los aumentos del consumo de oxígeno, perdiéndose de esta manera la relación lineal entre estos dos índices funcionales.



Lo anterior significa que la ventilación pulmonar puede seguir aumentando a pesar de que se logre el máximo consumo de oxígeno. La potencia del trabajo, durante la cual la ventilación pulmonar empieza a crecer más de prisa que el consumo de oxígeno, se denomina carga respiratoria crítica y se presenta, aproximadamente, cuando el consumo de oxígeno equivale al 80% del VO2 máx.



De acuerdo a lo ya explicado, en las personas sanas bien entrenadas, la ventilación pulmonar en ningún momento es un factor limitante de la capacidad aeróbica del organismo. Los factores limitantes de la capacidad aeróbica hay que buscarlos en los sistemas cardio-vascular y sanguíneo.

Mejorar la captación y utilización de oxígeno


Consiste básicamente en mejorar nuestra condición aeróbica para permitir un mayor aporte energético por medio de las grasa de reserva durante los entrenamientos de intensidad moderada y aun durante los entrenamientos de alta intensidad.

Por supuesto esta cualidad mejora nuestra vida en general puesto que el oxígeno es de vital importancia para los seres humanos, para todas las células de nuestro organismo ya que aunque realicemos entrenamientos de tipo anaeróbica, aun así las células requieren de oxígeno para estar activas. Simplemente que en el metabolismo energético el oxígeno quizá no sea tan requerido en este tipo de ejercicios de máxima velocidad o potencia y corta duración.

Esto permite mejorar el rendimiento deportivo, poder siempre mantener buenos niveles de oxígeno generales en nuestro organismo tanto para rendir de forma física como para rendir de forma "intelectual", por así decirlo, como por ejemplo a la hora de tomar decisiones durante un partido de X o Y deporte.

La mejora de nuestra capacidad de aeróbica se puede lograr de varias formas, tanto ejecutando entrenamientos de intensidad moderada pero de alto volumen (largo aliento), como por medio de entrenamientos HIIT (entrenamiento de intensidad por intervalos), como también por medio de entrenamientos HIT (aunque aquí la mejora de la capacidad aeróbica no es muy notable, pero aun así se logran cambios a nivel mitocondrial).

Bibliografía:

Tórtora y Derrickson. Principios de anatomía y fisiología (onceava edición)

William D. Mc Ardle, Frank I. Katch, Vitor L. Katch. Exercise Physiology 7th edition.

https://www.britannica.com

Artículos relacionados

Índices del trabajo de la ventilación pulmonar
4/ 5
Oleh

Suscríbete via email

¿Te gustó el artículo? Suscríbete para recibir las actualizaciones en tu correo electrónico.